Cuando me amputaron el brazo derecho, me comento el doctor que debía practicar algún deporte que me hiciera coger fuerza, coordinación, habilidad con la izquierda ya que durante 33 años había sido derecho así que me decante por el padel y con la ayuda de Solves (entrenador y amigo de toda la vida) me inicie en la practica del padel.

Despues de un año entrenando, jugando y participando en torneos comarcales mi nivel que empece de 0 se puede decir que ha mejorado de forma notable.

La constancia y el sacrificio al final dan sus resultados.

   

Comenta la noticia

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.