INSURRECCIÓN

INSURRECCIÓN

INSURRECCIÓN
F.L.Mirones

La segunda fase de la instauración del Nuevo Orden Mundial está en marcha.

Mientras el barco se hunde más de la mitad de los pasajeros siguen cenando igual que en el Titanic.

La ceguera de tanta gente, que no asocia la pandemia con la carestía, ni con la excusa de una guerra pactada, ni relaciona las enfermedades nuevas que padece todo el mundo a su alrededor con haberse inoculado, es la principal arma del globalitarismo.

Demasiada gente sigue con sus cuitas de izquierda y derecha sin darse cuenta de que son todos lo mismo, sirven a los mismos fondos buitre a escala mundial, que crearán una emergencia tras otra hasta instaurar su régimen de captura de la Humanidad.

Hay que seguir predicando, hay que continuar despertando gente en nuestro entorno.

No decaiga, continúe, poco a poco somos cada vez más.

Lo crea o no, contamos con la ayuda de Dios, pero hemos de construir el arca ante las burlas de los necios.

Todo lo predicho se está cumpliendo; mientras conseguir cita médica supone semanas y enferman vacunados a cientos de miles, el desabastecimiento creado nos mantiene distraídos.

Sánchez será un angelito comparado con cuando entre Frijol El Elegido, que va a rematar la captura total del Reino de España con la Casa Real desactivada.

Ningún partido político que esté ahora en el Congreso es libre, todos están de un modo u otro en la misma nómina.

No entremos al trapo de la política pequeña, es una liga de fútbol amañada para distraernos de lo realmente importante.

Queda poco tiempo para que cierren por completo la trampa y sea imposible escapar.

Despierte a cuantos pueda, llame a sus seres queridos a la insurrección.

Cada vez que usted cree respirar, la boa 2030 aprieta más su abrazo letal, cierra poco a poco, nos atrapa como la rana hervida que no quiso ver que el agua se calentaba.

No piquen en cambios climáticos, feminismos impostados, refugiados inducidos a huir, contaminación que crean ellos… todo lo que nos dicen en las TV y radios forma parte de un guion llamado Ruido.

Mientras entramos al trapo nos ponen banderillas ya sabemos lo que viene después.

Los necios que siguen pensando de forma egoísta en sus trabajos, sus sueldos, sus ahorros y sus hijos con pequeñez de miras, acabarán perdiéndolo todo por no haber dado un golpe en la mesa a tiempo.

Cada paso que damos no es hacia la salida, es para entrar más en la trampa. Es necesario parar y girar 180º.

Todavía somos la gente, aún somos la inmensa mayoría, nos temen.

Pero si no remamos todos será difícil.
Mete tu mano en el agua y boga, aunque sea con una cuchara ayudas mucho.

Se nos acaba el tiempo y demasiadas siguen dormidos.
Un aullido Fernando Mirones

Subscribe
Notify of
guest

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments
0
Would love your thoughts, please comment.x